La COFE apura sus últimos días

La Cooperativa de Obreros, Funcionarios y empleados (COFE) convoca asamblea general para el próximo 24 de octubre con tres puntos a debate: disolución de la cooperativa, liquidación de la entidad y nombramiento de liquidadores

La Cooperativa de Obreros, Funcionarios y Empleados (COFE), constituida en 1964 bajo la presidencia de quien acabaría convirtiéndose con la llegada de la transición en el primer alcalde democrático de la localidad jarrera, apura sus últimos días.

El cierre del supermercado que puso en marcha como economato y que gestionó en solitario, después mediante acuerdo con franquicias y, en última instancia, mediante contrato de alquiler del fondo de negocio que mantenía en Sánchez del Río con la firma aragonesa Comarket, acelera primero el proceso de disolución de la entidad y de liquidación, después.

El Teatro Bretón acogerá la asamblea general el próximo 24 de octubre

Así lo plantea a la masa social de la cooperativa la junta que preside Ricardo Arnáez al convocar asamblea general para el próximo jueves, día 24, en el Teatro Bretón de los Herreros, a partir de las 20:30 horas.

Tras el debate de esas dos primeras propuestas aparece, en justa correspondencia, la designación de los miembros de la asociación que ejercerán y supervisarán el proceso en calidad de liquidadores.

Adiós a una institución histórica

La sustancial reducción de la deuda que tenía pendiente de pago la COFE, en buena medida como consecuencia del pago del alquiler pactado con el grupo de distribución maño, facilita esta salida que fue descartada años atrás.

El pasivo se reduce a menos de 200.000 euros y la entidad cuenta con el activo de sus instalaciones que fueron valoradas por encima de esa cuantía, años atrás. El acuerdo con los acreedores es, por lo tanto, más que posible. Aunque eso suponga el cierre de una institución histórica en Haro.

También te puede interesar...