Se inician las obras de estabilización de los cerros de la Atalaya

El objetivo es 'evitar desprendimientos de tierras'. La empresa adjudicataria trabajará durante dos meses instalando barras de acero en la ladera y colocando un mallado con el fin de consolidar un espacio que ha sufrido problemas de corrimientos.

Se han iniciado las obras de estabilización de los cerros de la Atalaya y Santa Lucía con una inversión de 315.000 euros destinada a consolidar y estabilizar la zona y evitar desprendimientos de tierra.

La empresa Geobrugg Ibérica ha iniciado los trabajos que se prolongarán por espacio de dos meses y que consistirán en el escalonamiento de la ladera de la Atalaya con la instalación de barras de acero de gran tamaño y en la colocación de mallado protector.

Con esta intervención, el Consistorio de Haro desea ofrecer ‘una solución definitiva a los problemas de corrimientos de tierras que se produjeron hace dos años en la ladera de la Atalaya, en cuya zona superior hay construidas viviendas’. Entonces, como medida provisional, se decidió garantizar la seguridad de los anclajes existentes a la espera de una actuación definitiva que es la que ahora se está ejecutando.