El baloncesto de Corazonistas, en marcha

El club, que busca monitores que ayuden en la nueva temporada, cuenta con cerca de 100 jugadores. Su equipo juvenil masculino actuará como filial del CB Cenicero
En la imagen, los jugadores del juvenil masculino entrenan en El Ferial.

Hubo épocas mejores para el Corazonistas de baloncesto, pero arrancar una nueva temporada con cerca de 100 jugadores no está nada mal. “Hace tiempo llegamos a tener más de 160 chavales jugando al basket en Haro, pero eran otros tiempos”, cuenta Nerea Aresti, una de las monitoras del club, que comenzó la pretemporada a mediados del pasado mes de agosto.

A pesar de todo, la nueva campaña de Corazonistas, que coordina el exjugador del Haro Deportivo, Txus Díaz, se presenta con todos sus equipos, además de la escuela de baloncesto, a pleno rendimiento. Para este año cuentan con un benjamin mixto, dos conjuntos mixtos en categoría alevín, el infantil femenino, un cadete femenino y el equipo juvenil masculino que, gracias a un convenio con el CB Cenicero, actuará como su filial en liga. Por delante mucha ilusión, pero también mucho trabajo.

Corazonistas busca monitores

Por ello desde el club hacen un llamamiento porque andan escasos de monitores y “toda ayuda nos vendría genial”, asegura Mari Vega Ruiz, otra de las entrenadoras de Corazonistas, que recuerda con nostalgia lo que fue el baloncesto en otra época en Haro. Incluso las canastas en las que Mari Vega encestaba el balón cuando era pequeña aún perviven y son ahora reutilizadas en el frontón por algunos de los equipos.

El equipo infantil femenino entrena en el frontón municipal.

Aparte de monitores, el club sigue abierto a la incorporación de nuevos jugadores. Aún hay plazas en la escuela de basket dirigida a niños y niñas de Primaria, y también podrían incorporarse jugadores a los equipos de categoría benjamín, cadete y alevín. “Estamos abiertos a gente que le guste el baloncesto, tanto de Haro como de la comarca”, señala Ruiz.

Sobre las otras necesidades que tiene Corazonistas poco difieren de las que tienen otros clubes de la ciudad. Y es que al final Haro tiene las instalaciones que tiene. “El baloncesto está un poco olvidado, pero todos solicitamos lo mismo porque la ciudad tiene ese problema desde hace tiempo. Faltan sitios para jugar y entrenar, pero lo importante es que se haga deporte”, cuenta Aresti. Su compañera Mari Vega Ruiz añade otro apunte: “Estaría bien contar con un centro multideporte como el que tiene Nájera, pero aún así estamos agradecidos al Ayuntamiento”.

Es tal el problema de falta de horarios e instalaciones que algunos jugadores senior de baloncesto decidieron en su día ’emigrar’ e ir a disfrutar de su deporte favorito a Ezcaray donde compiten.

Uno de los grandes atractivos que presentará este año Corazonistas es que su equipo juvenil masculino jugará sus partidos como local en El Ferial los sábados a partir de las 15:30 horas.

Por su parte, la escuela realiza sus entrenamientos en las instalaciones de Corazonistas los martes y jueves de 16:30 a 17:30 horas. Por su parte, el benjamín (otro de los equipos abiertos a recibir nuevos jugadores) lleva a cabo sus entrenamientos los lunes de 18:15 a 19:30 horas y los jueves de 17:30 a 19:00 horas. Corazonistas ya se ha puesto en marcha.

Más imágenes