La nueva edición de la campaña de captación de familias para el programa ‘Vacaciones en Paz’ ha llegado a Haro. “A día de hoy aún faltan familias que acojan a los 40 niños y niñas saharauis que llegarán a La Rioja este verano”, ha indicado Cristina Manzanares, presidenta de la Asociación de Amigos y Amigas de la República Árabe Saharaui Democrática.

Manzanares ha mantenido un encuentro de trabajo con el concejal Leopoldo García para “animar que sean más las familias de Haro y de su comarca las que se sumen a este programa”. De hecho, el Ayuntamiento jarrero se plantea colaborar con la campaña a través de un convenio como ya lo hacen otros consistorios e instituciones. “Estamos dispuestos a colaborar y ahora vamos a estudiar el modo de hacerlo”, ha afirmado García.

Descenso del número de familias de acogida en España

Como ha destacado Manzanares, la presencia de niños en La Rioja y en todo el territorio nacional ha ido bajando en los últimos años, cuando “antes era algo mucho más tradicional”. En los veranos de 2001-2002 llegaron a España unos 10.000 niños del Sahara mientras que ahora esa cifra no llega a los 5.000. El pasado año, 38 niños disfrutaron del verano en La Rioja cuando la región en sus mejores años ha llegado a acoger a 70 jóvenes venidos desde el Sahara.

Las razones de esta bajada pueden ser muchas y Manzanares tampoco se atreve a asegurar una en concreto, pero la reciente crisis económica o que la causa solidaria del Sahara ha pasado a un segundo plano pueden ser algunas de ellas. Eso sí, Manzanares entiende que España sigue teniendo “una deuda histórica con el Sahara”. “Con el acogimiento se puede hacer mucho y puede llegar a convertirse para las familias riojanas en una experiencia única”, ha asegurado.

El programa ‘Vacaciones en Paz’ tiene como misión que los jóvenes pasen dos meses fuera de su entorno habitual, que no padezcan las altas temperaturas del desierto en la época veraniega y sobre todo que se sometan a controles médicos aquí en España a los que no pueden acceder en su lugar de origen. En La Rioja, este programa está financiado, principalmente, por el Gobierno de La Rioja y por el Ayuntamiento de Logroño, aunque también colaboran en ella distintas administraciones locales.

Leopoldo García y Cristina Manzanares.

Programa financiado por el Gobierno de La Rioja y por otras instituciones

Por todo ello, Manzanares ha querido resaltar que gracias a esta financiación, las familias que acojan niños saharauis no tendrán que costear el viaje de los niños ni tampoco ninguno de estos reconocimientos médicos ya que Salud, diferentes ópticos y dentistas colaboran con la iniciativa. Los niños son incluidos en la cartilla sanitaria de la familia de acogida y serán atendidos sin ningún problema, tal y como ha destacado Manzanares.

De hecho, la asociación también se compromete a “no dejar abandonados a los padres”. “Estaremos ahí para apoyar y para solucionar los problemas que puedan existir que en la mayoría de los casos tienen que ver con la comunicación”, ha destacado. Además, si las familias de acogida tienen intención de irse de vacaciones dentro del territorio nacional durante el periodo de acogida, podrán hacerlo. Sólo tendrán que comunicarlo a la asociación.

“En los últimos años nos está costando y no queremos que ningún niño se quede sin venir en verano. Por ese motivo he querido venir hasta Haro. Agradezco el apoyo del Ayuntamiento para poder lanzar este mensaje a las familias”, ha agradecido Manzanares. Por su parte, el concejal Leopoldo García ha avanzado que se ha hablado de la posibilidad de que los niños que vengan a Haro puedan disponer de acceso gratuito a las piscinas municipales como ya ocurre en otras localidades o de llevar a cabo algún acto implicando a diferentes entidades de la ciudad.

Precisamente, desde su experiencia personal, García ha animado a las familias de Haro y de su comarca a participar en esta campaña de acogida. “Es un coste perfectamente asumible. Creo que muchas familias nos podemos permitir tener durante el verano a otro niño más en casa”, ha afirmado. “Conseguir una colonia de 6 u 8 niños sería una gran satisfacción para la ciudad y para los padres de acogida también va a ser una experiencia inolvidable. Nadie se va a arrepentir”.

Para acoger a niños y niñas saharauis no hace falta ningún requisito específico, pero Manzanares sí ha querido dejar claro que este acogimiento no es en ningún caso “una adopción”.

Los interesados en el programa ‘Vacaciones en paz’ pueden llamar al 628 545 330 para poder recibir más información.

Total 3 Votos
1

¿Qué es lo que no te ha gustado? ¿Cómo crees que podemos mejorar?

+ = Intruduce el resultado de la operación para evitar mensajes de SPAM

¿Cómo envío mi comentario?

Para poder enviar un comentario es necesario que te identifiques.
Tienes 2 maneras de hacerlo:

  1. Registrándote en nuestra web y posteriormente iniciando sesión con tu usuario y contraseña.
  2. Conectándote a través de alguno de tus perfiles de Facebook, Twitter o Google (Más abajo aparecen los 3 botones)