Los siete magníficos’, de John Sturgess

John Sturges (1911-1992) puede ser considerado uno de los clásicos del western. Junto con John Ford, Clint Eastwood, Burt Kennedy, Henry Hathaway, Howard Hawks, Sam Peckinnpah, dirigió alguno de los títulos del oeste más espectaculares de la historia del cine. Uno de ellos es sin duda ‘Los siete magníficos’, que ‘remakeaba’ la historia original de ‘Los siete samuráis’ de Akira Kurosawa.

Banner Entre Copas 2

Descubrirla ahora, casi cincuenta años después de su estreno, recuerda a algunas historias del cine actual y un poco más antiguo. Sin ir más lejos, su argumento bien podría ser el de un episodio de ‘El equipo A’. Y no sería de extrañar que los productores de esta mítica serie de los 80 se basaran en western como éste.

Además, ‘Los siete magníficos’ contaba con un reparto de aúpa: Yul Brynner, Steve McQueen, James Coburn, Robert Vaughn y Charles Bronson. Y una música, compuesta por Elmer Bernstein, grandiosa, que él mismo parodió para la comedia ‘Tres amigos’, protagonizada por Chevy Chase, Martin Short y Steve Martin.

Sin embargo, como todos los grandes filmes, su gestación fue laboriosa y las curiosidades fueron muchas. Brynner, por ejemplo, exigió a los productores que en todos los planos del western tenía que parecer más alto que McQueen. Lo que no se sabe es si pidió hablar poquito en la cinta porque resulta que él y Vaughn apenas tienen cuarenta líneas en total de guión.

Y es que los actores fueron un auténtico quebradero de cabeza para los productores y el propio Sturges. El director quería a Gary Cooper para uno de los papeles protagonistas, pero Vaughn, amigo de James Coburn, recomendó a este último y fue el que se llevó el gato al agua. McQueen, incluso, tampoco tuvo todas consigo. El preferido era George Peppard (el gran Hannibal Smith).

Con la desaparición en 2003 de Charles Bronson, el único superviviente del mítico grupo de siete es Robert Vaughn, actor televisivo dónde los halla. Fue el jefe de ‘El equipo A’ en su última temporada.

Una nota curiosa para acabar. El balance de “muertos” en el filme asciende a 55. Una buena cifra para tratarse de un clásico. Je, je, je. Sin duda, un western que para los que no son amantes de este género no pasará inadvertido. El relato que cuenta se repite en un montón de cintas de los años 80 y 90. Imprescindible.

¿Te ha parecido útil esta información?

Total 0 Votos
0

¿Qué es lo que no te ha gustado? ¿Cómo crees que podemos mejorar?

+ = Intruduce el resultado de la operación para evitar mensajes de SPAM

¿Cómo envío mi comentario?

Para poder enviar un comentario es necesario que te identifiques.
Tienes 2 maneras de hacerlo:

  1. Registrándote en nuestra web y posteriormente iniciando sesión con tu usuario y contraseña.
  2. Conectándote a través de alguno de tus perfiles de Facebook, Twitter o Google (Más abajo aparecen los 3 botones)