Bauer y Caplan

#Braquo es una de las grandes sorpresas del panorama televisivo de los últimos años. Por muchas razones. Seguimos en época de antihéroes, desde Tony Soprano, pasando por el Donald Draper de ‘Mad Men’, el Jack de ‘Perdidos’, y por supuesto, Jack Bauer. Y en los últimos tiempos, el policía francés Eddy Caplan, en la piel del actorazo Jean-Hughes Anglade, también se ha unido a esta nómina, otro enorme descubrimiento.

Banner Entre Copas 2

Al contrario que Jack Bauer, poco o nada sabemos del pasado de Caplan. A cuentagotas y con algún ‘flashback’ se va dibujando la historia de un personaje con muchos matices.

‘Braquo’ es una serie policiaca dividida, por ahora, en tres temporadas de 8 capítulos cada una. En total, 24, lo que sería toda una temporada de la serie protagonizada por Kiefer Sutherland. Los parecidos entre las dos series y los dos personajes son más que razonables. Ritmo trepidante, continuos giros de guión, personajes grises, mucha acción y locuras, muchas locuras. Si en ’24’ estábamos acostumbrados a que Jack Bauer se le fuera la pinza de vez en cuando y llevara a cabo planes locos y poco ortodoxos, acariciando y rebasando muchas veces la línea entre el bien y el mal, sobrepasando la ley, en ‘Braquo’ es una constante. Los protagonistas no salen de una y se meten en otra. De cabeza. A lo loco. Sin descanso.

El objetivo de los dos ‘protas’ (Bauer y Caplan) es claro: sacar la misión adelante a casi cualquier precio y si tienen que saltarse alguna que otra ley, se salta y punto. Eso sí, la lealtad entre compañeros se lleva a rajatabla. Inquebrantable. Como lo era Bauer con los suyos a pesar de todo.

Olivier Marchal, creador de la serie, ha logrado perpetrar una historia absorbente desde el primer momento y perfectamente condensada en 8 capítulos que conforman cada temporada. Frenéticas a más no poder.

Muy en la línea de ’24’ pero también con aspectos que recuerdan a títulos policiacos como la serie ‘The Shield’ o cintas como ‘Día de entrenamiento’, ‘Serpico’, ‘Asuntos sucios’ o ‘La noche cae sobre Manhattan’, en las que la corrupción está a la orden del día, pero sin olvidar la acción desenfrenada y los tiroteos bien orquestados a lo Michael Mann. Si a esto le unimos personajes con mucha, mucha miga, el producto final es de calidad y con un atractivo transgresor e impactante.

¿Te ha parecido útil esta información?

Total 0 Votos
0

¿Qué es lo que no te ha gustado? ¿Cómo crees que podemos mejorar?

+ = Intruduce el resultado de la operación para evitar mensajes de SPAM

¿Cómo envío mi comentario?

Para poder enviar un comentario es necesario que te identifiques.
Tienes 2 maneras de hacerlo:

  1. Registrándote en nuestra web y posteriormente iniciando sesión con tu usuario y contraseña.
  2. Conectándote a través de alguno de tus perfiles de Facebook, Twitter o Google (Más abajo aparecen los 3 botones)