UGT La Rioja no apoya el plan de regreso a las aulas presentado por la Consejería

Según el sindicato, el documento "incumple con el espíritu y con los contenidos del acuerdo que fraguó el Pacto Social para la Reconstrucción Educativa en La Rioja alcanzado el pasado mes de mayo"
Foto: Gobierno de La Rioja

La Federación de Empleados y Empleadas de los Servicios Públicos de UGT La Rioja (FeSP-UGT La Rioja) no apoya el Plan de Contingencia de la Consejería de Educación por considerar que “sigue adoleciendo de los mismos problemas que tenía antes de que tuviera lugar la mesa sectorial de Educación, celebrada ayer y hoy de manera telemática”.

“El documento incumple con el espíritu y con los contenidos del acuerdo que fraguó el Pacto Social para la Reconstrucción Educativa en La Rioja alcanzado el pasado mes de mayo, puesto que no contiene ni la memoria económica, ni el plan de digitalización ni el académico que el consejero de Educación se comprometió a elaborar de cara a la puesta en marcha del curso 20/21”, explican desde el sindicato.

El sindicato echa las culpas al consejero Cacho

En concreto, en palabras del sindicato, el Plan de Contingencia General presentado por la Consejería “no permite asegurar los recursos materiales, humanos y económicos que garanticen el buen desarrollo del curso 20/21”.

Para UGT, este documento “tampoco considera la fórmula para proveer de espacios alternativos a los centros educativos que no dispongan de los mismos”. “En cambio, deja en manos de los propios centros esta responsabilidad, algo con lo que UGT está en absoluto desacuerdo”, señalan.

Asimismo, el Plan “carece de la previsión de cómo realizar la inmediata sustitución de los docentes que causen baja, para que el profesorado del centro no tenga que encargarse del alumnado que se ha quedado sin profesor, con el fin de minimizar los contactos”. “Tampoco cuenta con protocolos precisos para el alumnado y el profesorado que eventualmente no puedan acudir a los centros”, añaden.

Por otro lado, según UGT, “no aporta ningún tipo de seguridad jurídica para el personal docente, especialmente para los equipos directivos y los coordinadores de salud de los centros, ni establece criterios de coordinación entre las distintas administraciones ante las posibles eventualidades que se puedan dar a lo largo del curso como consecuencia de la COVID-19”.

FeSP-UGT La Rioja lamenta “la inoperancia” de la reunión de mesa sectorial de esta mañana con los responsables de la Consejería, en la que “no se ha querido recoger ninguna de las aportaciones realizadas por las organizaciones sindicales presentes en ella”.

El sindicato considera que “el consejero de Educación es el máximo responsable de la situación generada en la comunidad educativa riojana”. “Lejos de aportar tranquilidad y soluciones ante los problemas que se han producido como consecuencia de la COVID-19, su gestión ha conseguido provocar aún más conflictos”, explican.

Con este Plan, para UGT La Rioja la Consejería “incumple con los compromisos alcanzados en el Pacto por la Reconstrucción, y continúa ahondado en la situación de preocupación, desorientación y confusión que ha generado la poca diligencia del consejero y de su equipo”.

Comentarios