Líderes en La Rioja Alta

115.139 visitas en Septiembre. Certificado por OJD.

Estás leyendo: Los hosteleros riojanos rechazan un endurecimiento del semáforo COVID porque «criminaliza al sector»
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Los hosteleros riojanos rechazan un endurecimiento del semáforo COVID porque «criminaliza al sector»

"Si estas restricciones acaban poniéndose en marcha, serán necesarias indemnizaciones para los hosteleros", advierten
Terraza en la plaza de la Paz

Hostelería Riojana de la FER muestra su «preocupación y absoluta discrepancia» sobre la posibilidad de endurecimiento del semáforo COVID que está barajando el Ministerio de Sanidad ante el aumento de contagios en el país.

Desde la patronal hostelera se considera que «no es entendible un semáforo sanitario mucho más restrictivo que el existente hace un año, cuando en aquel contexto aún no había recursos como los test de antígenos masivos al alcance de toda la población o no estaba el 89,1% de la población vacunada».

Puestos de trabajo en riesgo

Considera el sector que «una vez más, el gobierno vuelve a situar la hostelería como el foco de los contagios» y desde Hostelería Riojana denuncian de nuevo «la criminalización que sufre el sector y se rechazan las medidas incomprensibles e inútiles, como la restricción por horarios, cuando, evidentemente, el virus no entiende de horarios y son otras las razones de su propagación».

Publicidad
Banner Dispar Móviles

Advierten que «si estas restricciones acaban poniéndose en marcha, serán necesarias indemnizaciones para los hosteleros que vienen encadenando pérdidas irreparables que afectan a sus ingresos y pone en riesgo puestos de trabajo».

Además, consideran que «la experiencia de hace un año demostró que la restricción en los establecimientos hosteleros avocan a un aumento del consumo en espacios privados que, tal como reconoció el Ministerio de Sanidad en sus propios informes, suponen el 15,5% de los contagios frente al 2,9% en bares y restaurantes, alcanzando un 12,6% la diferencia entre los contagios que se producían en bares y restaurantes y los que se producían en los entornos familiares».

Publicidad

Respecto a la implantación del Pasaporte COVID-19 son los gobiernos autonómicos quienes tienen la competencia de las medidas a adoptar actualmente. De momento desde el sector hostelero «ven dificultades para implantarlo por la necesidad de personal de control en las puertas de los establecimientos, la dificultad que genera la brecha digital a determinadas edades y lo desincentivador que puede resultar para la población, y además puede ser una fuente de fraude que aún no cuenta con una regulación adecuada».

«Tras más de año y medio de pandemia, el legislador no lo ha regulado», recuerdan. Se está tomando como referencia Europa, pero muchos países europeos están imponiendo el pasaporte COVID-19 como incentivo de la vacunación (por la baja participación ciudadana) «no como medida de contención de la pandemia». «Este no es el caso de España donde el 89,1% de la población tiene la pauta completa y además se dispone de un elevado índice de inmunidad natural, porque son más los ciudadanos que han pasado la enfermedad en anteriores olas de la pandemia», señalan.

Publicidad
Banner Castro Mecánica

También te puede interesar...

Publicaciones relacionadas

Comentarios

Comentarios