Laura Rivado y Javier Redondo.

La mesa de contratación de la obra de la Atalaya se pondrá en marcha por tercera vez. Primero fue por culpa de un desfase en los precios. Y es que las empresas informaron al Ayuntamiento que no podían hacer la obra de estabilización de las laderas en los cerros de la Atalaya por los 200.000 euros recogidos en el primer pliego. Solucionado ese primer error (el precio se subió hasta los 350.000 euros), ahora resulta que todas las empresas que se habían presentado no cuentan con la solución que requiere la obra, un método que, eso sí, no se refleja de manera específica ni en el pliego de condiciones ni en el proyecto en sí.

Como ha explicado el concejal de Obras, Javier Redondo, los métodos presentados por las empresas no ofrecían la capacidad de sujección requerida, según el redactor del proyecto. En definitiva, que no se podía garantizar el grado de estabilidad de las laderas que se había requerido. Por su parte, Laura Rivado ha indicado que ni en el pliego ni en el proyecto pueden especificar el método requerido pero sí la capacidad de sujección y los patrones de anclaje de la malla y, en este caso, el redactor del proyecto ‘creyó que esas soluciones aportaban un nivel de estabilización insuficiente y no eran aceptables’. Eso sí, en el siguiente pliego que verán las empresas que quieran presentarse ya se especificará de manera concreta el método requerido. ‘Hemos preferido pecar de exceso de celo que adjudicar las obras cuando las condiciones no eran las adecuadas’, ha reconocido.

Como publicó el BOR este pasado lunes: ‘Habiéndose producido en el expediente de contratación de la obra de Estabilización de laderas en los cerros de la Atalaya y de Santa Lucía una infracción no subsanable de las normas reguladoras del procedimiento de adjudicación, dado que tanto la empresa Solutioma como Zutsa deberían haber sido excluidos de la licitación tras la apertura del sobre B al no cumplir el proyecto presentado y su solución técnica con el proyecto del Ayuntamiento’.

La alcaldesa espera que los trabajos se puedan adjudicar entre finales de octubre y principios de noviembre y que las obras comiencen antes de que acabe el año. Laura Rivado ha informado también que el próximo 27 de septiembre tienen previsto reunirse con los vecinos para explicarles cómo se van a acometer las obras en la Atalaya y cómo quedará finalmente el aparcamiento de la calle Soledad.

Total 0 Votos
0

¿Qué es lo que no te ha gustado? ¿Cómo crees que podemos mejorar?

+ = Intruduce el resultado de la operación para evitar mensajes de SPAM

¿Cómo envío mi comentario?

Para poder enviar un comentario es necesario que te identifiques.
Tienes 2 maneras de hacerlo:

  1. Registrándote en nuestra web y posteriormente iniciando sesión con tu usuario y contraseña.
  2. Conectándote a través de alguno de tus perfiles de Facebook, Twitter o Google (Más abajo aparecen los 3 botones)