Líderes en La Rioja Alta

95.949 visitas en Febrero. Certificado por OJD.

Estás leyendo: La Junta de Personal del Ayuntamiento de Haro exige medidas de protección frente a la COVID
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

La Junta de Personal del Ayuntamiento de Haro exige medidas de protección frente a la COVID

Denuncian también que un funcionario de la Policía Local acudió a su puesto de trabajo "sin guardar el correspondiente período de cuarentena" lo que supuso "un riesgo para la salud de los compañeros y compañeras"
Jefatura Policía Local Haro

Los miembros de la Junta de Personal del Ayuntamiento de Haro y los delegados y delegadas sindicales de UGT, CSIF Y SPPME, a lo largo de la crisis sanitaria generada por la COVID-19, han solicitado que “se tomen medidas para la adecuación del servicio que debe dar el ayuntamiento”.

De este modo, desde la Junta de Personal aseguran que en numerosas ocasiones “hemos pedido que se tomaran medidas para la adecuación del trabajo del Ayuntamiento al contexto actual, como la coordinación del trabajo con cita previa, la adecuación de espacios para no coincidir demasiadas personas en zonas reducidas o la realización de test, si fueran necesarios, ante casos de positivos de personas de la plantilla, con el objetivo de proteger tanto a la ciudadanía como al personal del Ayuntamiento”.

También señalan que se ha solicitado que “se regulara el teletrabajo para poner al mínimo personal en riesgo, pero no se ha llevado a cabo hasta ahora. Solo se recurre a esta medida cuando el trabajador en cuestión se ve obligado a confinarse en casa”.

Equipos de protección “guardados”

Pero aseguran que el consistorio “no ha atendido las solicitudes realizadas por los trabajadores, pese a que el propio plan de prevención del Ayuntamiento establece sobre la actividad de oficinas que permanecerán en el centro de trabajo únicamente aquellos trabajadores cuya presencia física sea estrictamente necesaria y cuya actividad no pueda realizarse por vía telemática. Se valorará la adopción de opciones mixtas para aquellas actividades que no requieran una presencia continua en el centro de trabajo”.

Por otro lado, la Policía Local ha solicitado que “se faciliten unidades de EPI suficientes y adecuados para la realización de su trabajo. En cambio, estos equipos de protección están guardados y no están siendo repartidos a los agentes cuando los requieren”.

Denuncian que un funcionario de la Policía Local “no guardó cuarentena”

Asegura la Junta de Personal que También han tenido tenido conocimiento de que “ha habido casos confirmados de coronavirus en el Ayuntamiento, que no han sido debidamente informados a los delegados de prevención, pese a que el plan también establece la consulta y participación de los representantes de los trabajadores en aquellos aspectos o medidas que atañen directamente de alguna forma u otra a los trabajadores”.

Además, denuncian que “no se han realizado adecuadamente los protocolos de actuación ante la sintomatología del Covid, que indican la necesidad de que las personas que enfermen o que se conviertan en contactos estrechos no acudan al centro de trabajo”. También recuerdan que los protocolos señalan con respecto a los trabajadores “no acudir al centro de trabajo en caso presentar sintomatología como tos, fiebre, falta de aire, debiendo permanecer en su domicilio y consultar a los servicios sanitarios/servicios de prevención/mutuas”.

En este sentido, el pasado 19 de enero, explican que “un miembro de la plantilla de la Policía acudió con síntomas a su puesto de trabajo. Ante esta situación, se le solicitó que dejara el puesto y se autoconfinara, como exponen la normativa vigente y el propio plan de prevención, a expensas de que llamase al Servicio Riojano de Salud”.

“Tras la negativa por parte del trabajador de volver a casa, estos hechos se pusieron en conocimiento de la Corporación mediante un escrito. No fue hasta al día siguiente cuando le dieron la orden de irse a casa. El 23 de enero, con una PCR de resultado negativo pero mostrando síntomas, volvió a su puesto de trabajo para la realización de horas extraordinarias, sin guardar el correspondiente periodo de cuarentena”, indican desde la Junta de Personal.

“Posteriormente, fue ingresado en el hospital, habiendo dado en ese momento positivo en coronavirus. Todo este proceso supuso un riesgo para la salud de los compañeros y compañeras del Ayuntamiento que estuvieron en contacto con este trabajador”, relatan.

“Ante el silencio de la Corporación por lo acontecido y sin respuesta al escrito presentado por los delegados sindicales de policía de los tres sindicatos (UGT, CSIF, SPPME), se convocó una Mesa General de Negociación, que fue suspendida por la Corporación de forma unilateral”, indican.

Tras todo lo expuesto, recuerdan desde la Junta de Personal que “el máximo garante de la protección de los trabajadores y trabajadoras del Ayuntamiento de Haro es el propio Ayuntamiento, que tiene que tomar todas las medidas que estén en su mano para la protección de los mismos”.

También te puede interesar...

Comentarios

Publicidad
Banner Reincidentes

Comentarios